Google+

13 dic. 2015

¿Y si me vuelves a encontrar?

El día que me encuentres, sonríeme.
No digas nada.
No quiero formalidades,
ni frases prefabricadas.

El día que me encuentres, sólo sonríe.
Acércate sin apresurar tus pasos.
Tampoco hace falta,
que saques las alas,
ni que me sostengas la mirada.

El día que me encuentres, no te gires.
No dudes, no vaciles.
Encuéntrate conmigo en mitad de una calle,
no midas las distancias, quédate clavada.
Y no digas nada.

El día que me encuentres...

No hay comentarios: